Trigger

Guía para escoger la zapatilla ideal para correr

Guía para escoger la zapatilla ideal para correr
9 Oct 2018

El Dr. Hernán Maureira, experto en biomecánica y movimiento humano de la Universidad Católica del Maule compartió las claves para saber si optar por priorizar el confort u otros factores dependiendo del objetivo de cada corredor.

Se acerca el verano y con ello el interés de muchas personas para ponerse en forma e iniciar o retomar la práctica deportiva, y por ello el académico de la escuela de Kinesiología de la UCM y experto en biomecánica y movimiento humano nos compartió diferentes consejos para no equivocarnos al elegir el calzado adecuado y al mismo tiempo optimizar los resultados cuidando la salud de nuestros pies.

Sobre las características que debe tener las zapatillas para correr, el Dr. Maureira, explicó que lo primero es elegir en función de los fines que el corredor ha establecido en su práctica. “Las zapatillas para corredores ocasionales o amateurs deben priorizar el confort, estabilidad y amortiguación, dado que sentir el pie de forma confortable con el calzado que va a practicar permite generar un mayor placer por la actividad que está haciendo y disminuyen el riesgo de lesionarse”, indicó, agregando que el confort desde el punto de vista biomecánico, es un pie protegido, que permite cierta rigidez para la sensación y apoyo seguro del pie en el suelo, además de una flexibilidad que permite la adaptación a los cambios de terreno.

“La estabilidad del pie en el calzado deportivo, zapatilla de trotador, es una relación en el apoyo del pie y el área donde el peso del cuerpo se proyecta, para generar desde ese apoyo todos los movimientos complejos que experimenta el cuerpo durante la carrera, no debemos olvidar que las acciones de movilidad terrestre se realizan desde distal (pie –suelo) a proximal (articulaciones de tobillo, rodilla, cadera columna) y en carga (soporte de peso corporal)”, explicó el Dr. Maureira.

Por lo tanto, expuso, la estabilidad que aporta el calzado, incluye la movilidad necesaria del pie en el calzado, como la movilidad suficiente del pie y el calzado en relación con el terreno. “Un calzado justo a las dimensiones del pie, con la transmisión de carga puede generar pocas posibilidades de desplazamiento del pie en el interior del calzado provocando presiones constantes en zonas del ante-pie y punta de dedos, que no permiten una buena circulación, con las consecuencias de daños en las uñas y dedos”, advirtió.

La amortiguación es otra característica biomecánica que debe asegurar el calzado, pero éste es dependiente del terreno donde se realizará la práctica y del peso del sujeto, comentó el experto, así como la frecuencia de su práctica. “En general, un calzado demasiado blando (amortiguación) puede ser tan perjudicial como uno de poca amortiguación (rigidez). El trote en superficie duras como asfalto exigen un refuerzo de amortiguación en las zonas de cargas (talón y entepie), pero será también importante el peso del sujeto que se requiera amortiguar para no exigir las articulaciones, sin embargo, un trote en superficies de pasto requiere una amortiguación distinta para el mismo sujeto”, sostuvo el Dr. Maureira, agregando que para superficies mixtas -como la mayoría de los sujetos realiza, es decir transiciones de asfalto a tierra y suelo con superficies compactas y o sueltas- “Hacen de la amortiguación una exigencia a cumplir en el calzado de alta demanda, junto con las superficies de la planta con dibujos adecuados para un agarre eficiente a la superficie del terreno y ejercer la transmisión del empuje de forma adecuada”, afirmó.

Principiantes

Para los iniciados, o personas que quieren practicar el trote y disfrutar de sus beneficios, el Dr. Maureira sugiere aplicar el criterio de un buen confort de sus zapatillas, con una adaptabilidad y respeto de la conformación de su pie en el interior del calzado deportivo, plantillas internas que mantengan el arco longitudinal y permitan a su vez la deformación del mismo durante la amortiguación de la carga. “Segundo que sean flexibles, pero con cierto grado de resistencia, hay zapatillas especiales para trotadores expertos, que son muy livianas (180 y 250 grs) que tiene las características de confort, amortiguación y flexibilidad, pero como el objetivo en esos corredores es el rendimiento, entonces el peso es un factor importante. Para iniciados es recomendable una zapatilla más pesada para adaptarse al esfuerzo físico y al mismo tiempo den la sensación de protección del pie”, puntualizó.

Estos consejos son valiosos para quienes deseen participar de la nueva edición de la Corrida Familiar del Maule, a disputarse en 2 y 5 K, en la ciudad de Talca, el próximo domingo 11 de noviembre. Más detalles de este evento deportivo en http://portal.ucm.cl/corrida-familiar-del-maule